Last Minute

El chico 197

el amor es constante

197 sería un número excesivo si fuese un puesto en la lista de amantes, de condenados o de heridos… No es el caso.

En mi grupo de amigas siempre acabamos poniéndole nombre a algunos de los “ligues” más significativos: que si el “Holandés errante”, “Paquito chocolatero”, “el noble”, que si “el Che”…

“197” es un nombre.

197 es el número de centímetros de altura de un chico, por el que mi amiga llora desesperada (admito que son  197 centímetros monísimos y con acento extranjero).

Nuestro aquelarre de brujas se reunió para debatir sobre “hacer o no hacer” cuando una se cansa de esperar, de recibir mensajes que confunden o de no recibirlos cuando más se los espera.

Ella propuso mantener una conversación con 197 en el que le dejaría absolutamente claro lo que quería de él y conocer por fin lo que el chico  estaba dispuesto a dar.

No hubo unanimidad.

En el fondo todas nosotras teníamos claro que cuando le gustas a alguien no hace falta preguntar… Se sabe, se nota, se intuye. Aunque nadie quiere oír directamente “No le interesas” o lo que es peor: “Sólo como amigos” (cuando estaba en su cama no  sólo era amiga…en fin)

Para una de nosotras y su típico: “haz lo que te nazca”, daba vía libre para poner a 197 contra la espada y la pared y  resolver por fin el enigma de porqué parece que sí, pero no.

cuando alguien te quiere

Horas más tarde ella llama desesperada… La respuesta típica del tío que no es lo suficientemente honrado y valiente para decir “No quiero nada contigo” o “Sólo quiero sexo” pero que durante casi 3 meses disfrazaba sus apariciones y desapariciones acompañados de mensajes con besos y de canciones de Tracy Chapmam (por lo menos tenía buen gusto musical)

¿Y esas cosas las hará con todas sus amigas? Otro misterio sin resolver en el arte de la conquista.

Lo que sí hay que decir a favor de mi amiga es que el tío además de pies grandes, brazos grandes y todo lo grande que pudiese ser en sus 197 cm… ¡Era un gilipollas!

¿Por qué le dice “te echo de menos” y después no hay manera de que le dé una cita? ¿Por qué le envía corazones que laten  por el  Whasapp y después no le contesta a los mensajes en días? ¿Por qué le envía videos de canciones si cuando ella se acerca, él la evita?

Ella dice que 197 es el único chico en toda su etapa de soltería con el que pudo compartir lo que pensaba, lo que sentía. 197 sería el hombre perfecto si no hubiese sido por los caprichos del destino que se empeñan en hacer que te “cuelgues” por alguien que no te valora.

¿Qué podía decir? No, no tuve valor para decirle: “Tranquila,  seguro que el amor de tu vida está a la vuelta de la esquina”, “Hay más peces en el mar” y toda esa retahíla de frases que no consuelan por mucho que una las diga con una sonrisa.

Yo, que ya sé cómo va esto, como empieza y como termina, no puede mirarla y decirle que todo iba a salir bien ¡Y una mierda! Había salido todo de pena…

79e9bc1c808df9ee93772a0fdb5227c5

Ella,  que después de 2 años de noches vacías, de rollos que desaparecían, de cerrarse como una ostra para que nadie pudiese hacerle daño, de fingir ser quién no era… Ella perdía el culo por un hombre de 197 cm de altura que no la quería.

¿Qué podía decirle yo? Soy consciente por experiencias propias y ajenas que no es fácil, que no aparecen todos los días personas que te quiten el sueño… Personas con las que conectas y con las que no necesitas 20 noches de pasión para que se te encienda la bombilla y digas “Me encanta este tío”.

197 cm y 11 tatuajes ¡Quién lo diría! Pero ahí estaba ella, intentando explicarle a ese hombre que ya no quería nada con nadie, que no esperaba nada de nadie… Sólo de él ¡Y él no quería!

Salió de mi casa con un paquete de Kleneex menos en el bolso, pero con más pena en el corazón si todavía cabía.

No, no podía decirle que ese hombre no valía nada, que no era para tanto, que tampoco le había ofrecido la luna, que no era un buen amante, ni un buen conversador, que todo lo que le decía a ella eran frases dignas de una telenovela…

Nada, nada de lo que yo le hubiese dicho la consolaría. Entonces me acordé de aquella frase “Te amo, no sólo por lo que eres, sino por lo que yo soy cuando estoy contigo”.

Sí, era cierto, lo que ella era cuando estaba con 197 era su mejor versión, era ella “en toda regla” porque después de muchos sinsabores en el mundo del amor, había vuelto a confiar, a sentir, a dejarse llevar y no… No pude darle ánimos y decirle ¡Todo llega querida!

No voy a soltarle la misma charla que me sueltan a mí, porque si a mí no me consuela no veo porque iba a servirle de consuelo a ella. No puedo decirle cosas en las que no creo, porque no creo que exista una “media naranja” en cada esquina o en cada cita.

Aparecen a veces sólo para recordarte que si no fuese porque el amor es una putada, tú podrías estar viviendo una pasión loca con esa persona con la que conectas mejor que con el Wifi 4G.

¿Realmente nos enamoramos de una ilusión? ¿O simplemente nos ilusionamos de la nada? ¿Es mi amiga una más de tantas que nos conformamos con poco  y a ella le parecía lo máximo?

alguien que no quiere venir

Me sentí fatal, porque no pude decir nada… Y porque sé que se le pasará. Si ha conseguido superar un divorcio ¡cómo no va a superar la ausencia de 197 y sus  11 tatuajes! Lo hará seguro, pero por el momento llora y sufre.

Así que hoy por hoy, es una más de tantas que sabemos que el amor no está en todas partes, que puede que no llegue nunca o que lo hayas desperdiciado en un matrimonio infructuoso, que puedes tener noches locas pero no abrazos verdaderos, que de lo que te digan no creas nada, porque si te lo crees (como hizo mi amiga) te vas a llevar un palo que no veas…

Tal vez porque yo, me siento igual que ella… Siento que eso  a lo que llaman amor, no es para mí, que eso que llaman sexo sin compromiso tampoco y que quizás debamos resignarnos a ser madres solteras que no tendrán por el momento a nadie que las quiera.

Anuncios

20 Comentarios en El chico 197

  1. Pues yo creo que era un Jacobo de mucho cuidado, pero hay que responsabilizarse de cuando nos engañamos a nosotros mismos, pues es el peor de los engaños. Hace un tiempo un crápula que conocí en un chat, en fin…me dijo en lo que yo pensé, fue lo único sincero que dijo, “enseñas muy rápido tus cartas, si encuentras a un buen tío, genial, pero si no…”.
    Lo triste de la historia es que se cierre tanto en banda que se haga hermética a la buena gente, que ka hay.
    Creeré en el amor pese a 197’s con tatuajes o cualquier Jack Sparrow de pacotilla. He dicho,jajajaja.

    Le gusta a 1 persona

  2. Cuanta razón tienes…!!!!! Por desgracia hay mucho 197 rondando por este mundo….! Seguro que a tu amiga se le pasa pronto! 😉 No hay mal que por bien no venga!

    Le gusta a 1 persona

    • Al final da igual el número de centímetros, el color de pelo, el nombre o la edad….simplemente importa el hecho de conectar y por desgracia estar en otra sintonía…tú aquí y él allá.

      Me gusta

  3. Lo entendemos perfecto pero a la hora de tratar con el corazón nos embobamos, esa es la verdad, el enamoramiento te hace ver y sentir cosas únicas y ese estado es precioso pero efímero…por mas que estemos alerta, por mas que detectemos a este tipo de hombres un día de despiste damos el tropezón y caemos vilmente enamoradas…se supera, si, a unas les cuesta más que a otras pero si se supera. Saluditos con cariño.

    Le gusta a 1 persona

  4. ¿A que duele cuando crees haber encontrado a esa persona que buscas y no eres correspondida? Pues cada hombre ha pasado por eso docenas de veces a lo largo de su vida.

    Le gusta a 1 persona

  5. Definitivamente esos momentos bajos, de crisis y desamor son los mas productivos si los sabemos focalizar o sublimar hasta un punto, que aunque duele hasta lo mas profundo, nos permite crecer, crear y descubrir cosas de nosotros mismos o de los demás que de haber sido diferente no podrían haber sido… sencillamente si no hubiera ocurrido aquello en tu vida y siga ocurriendo de alguna manera no estarías presente en la blogosfera Rubita, así que para ti, para mi y todos los que te leemos es una ganancia… me he preguntado mas de una vez que pasara cuando la Rubita encuentre al príncipe (o en su defecto al hombre que merezca su esfuerzo, pensamientos, amor todo…)???

    Le gusta a 1 persona

    • Hola Gilberto…pues sí , cuando encuentre al príncipe azul o violeta o verde pistacho….seguiré contando desamores???? Pufff… quién sabe si encuentro la fórmula mágica y escribo sobre cómo cuidarlo y mantenerlo….De momento con encontrarlo y voy que chuto!!!! Besos

      Me gusta

      • Gilberto // 26 enero, 2016 en 7:21 pm //

        🙂 si me ha revoloteado en la cabeza el cambio de giro en las publicaciones y obvio creo también cambiaría el “publico”… si estaría bueno que no abandones a los fieles internautas y emitas los consejos y andanzas de pareja… por lo pronto como tu dices es lo que hay y a mi me gusta mucho tu toque de perspicacia, de esperanza y desesperanza, de incredulidad y hasta de queja… pero eres tu tal cual y como dicen cada uno hablamos de como nos fue en la feria… cabeza arriba,animo que lo mejor siempre esta por venir… besos de vuelta y un abrazo grande…

        Le gusta a 1 persona

  6. Es difícil cuando alguien te ilusiona con lo que dice y hace que siente cosas que no son en realidad. A mí me resulta muy difícil fingir, hacer que siento algo que no siento, y por eso creo que todos son como yo, pero supongo que nada más lejos de la realidad. Es complicado tener paciencia cuando no crees que pueda haber algo al final que sea distinto de lo que tienes. Besitos rubita

    Me gusta

  7. Eres muy grande rubita! Da igual la altura y el número de tatuajes, te los comes a todos con patatas

    Le gusta a 1 persona

  8. Te lo he dicho muchas veces. Hay miles de millones de personas en la tierra. No sé si existe el perfecto para cada uno, primero de todo porque eso depende de cada uno y de la etapa de la vida. Lo que si creó es que no sirve buscar, ni lamentarse. Pyede que aparezca o puede que no. Que tenga que probar varias veces o menos pero seguro que para todo hace falta suerte, oportunidad y vista. Y nada de resignación… ni de agobios

    Le gusta a 2 personas

  9. ¡Muy bueno! ¡Eres una “monstrua” Agueda Lorena! ¡Quien diría que el desamor te haría resplandecer tanto!

    Le gusta a 1 persona

Qué te pareció el artículo?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: